Press "Enter" to skip to content

✅ Historias catalanas: “Las 3 vidas de Vilabella, la insaculación y la cárcel”

✅ Historias catalanas: “Las 3 vidas de Vilabella, la insaculación y la cárcel”
4.6 (92.97%) 37 vots

“Me llamo Joan de Vilabella, tengo 10 años y soy pobre, mis abuelos y mis padres murieron todos a causa de una plaga de pulgas que viajaban sobre las ratas, la peste negra decían los entendidos, pero en el día de hoy va a sucederme el acontecimiento más importante de mi vida. Soy el elegido en un proceso de insaculación de la “Diputació del General de Catalunya” estamos en el año 1493 , esta mañana me han pedido los frailes que ayude en ese proceso. Deberé extraer nombres de una lista de personas que serán los escogidos para gobernar según propuesta de Ferran II el catòlic, una lista que se llama Llibre de l’ànima, que por cierto, es un bonito nombre para los que creemos que el alma nunca muere”.

Antes se usaba la insaculación para elegir a los dirigentes, en la antigua Atenas existía un sofisticado sistema, la máquina cleroterión, eran como unas canicas que se deslizaban por unos tubos… Todo mucho más complicado que el saquito con nombres. La Insaculación data de los tiempos de Alfonso el Magnánimo, ya se usó en 1427 en Xàtiva, y se trataba de un saquito aterciopelado con papeles en su interior en los que había escrito el nombre de unas personas idóneas aprobadas por el rey para dirigir distintos departamentos de estado.

“En el saquito aterciopelado, habrá 66 nombres de eclesiásticos barrigones, que ya todos sabemos que lo único que desean es llenar sus enormes panzas de viandas grasas y buenos vinos a diario, después habrá 250 brazos militares organizados por veguerías, o sea, todos aquellos que quieren defender nuestro país, bien es cierto que también quieren un sueldo seguro a fin de mes, porque, ¿os he dicho que la gente está pasando muchas penalidades?”

“¡Que hambre estamos pasando!, bueno,todos, no. Los 206 pertenecientes al brazo real no pasarán hambre. Que duda cabe que eso de alabar, lisonjear y elogiar al rey, una y otra vez, da pingües beneficios… Y si encima le ofreces dóblers de Alfonso V el magnánimo, o florines de oro y plata de ley, si pagas con buenas monedas a los reyes, muchísimo mejor, seguro que tu nombre saldrá en las insaculaciones, y en las fiestas reales que también son muy guays”.

“Y no, no debo ser quemado en la hoguera por decir Guay, resulta que es una expresión válida y usada desde el 1350, que me lo dijo un clérigo amigo mío de verdad. Pero no nos desviemos, que debo acudir a una insaculación”

Y así fue como vivió el primer catalán que colaboró en lo más parecido al sufragio universal del dia 1 de Octubre. Joan de Vilabella fue la mano inocente en esas primeras eleciones a la Generalitat en la capital catalana. Vivió, murió y al cabo de tres-cientos años sucedió que…

“Me llamo Joan de Vilabella i Vilabella, y me han acusado de sicofante, esto es, de compra de testigos, de falsificar documentos y de distorsionar la realidad, o sea, dicen que soy un calumniador profesional contra su majestad” “Me han llegado voces de que Barcelona está sitiada, creo que estamos en el 1714, han quemado Xàtiva” “No son ciertas las acusaciones, las pruebas han sido todas falsificadas, sin embargo me han encerrado en una celda diminuta, húmeda, casi negra y estoy pendiente de juicio, han dicho” “Un juicio que perderé sin lugar a dudas, además me aplicarán una condena con verdugo jorobado deseoso de rebañarme el pescuezo”

“Sin ser culpable de nada, porque ni siquiera sé qué puñetas es un sicofante, pero teniendo como tienen todas las pruebas contra mi, fingidas o no, son pruebas al fin y al cabo. Resulta que estoy acusado de traición a su majestad, y moriré a manos de un verdugo que estará muy orgulloso de degollarme. Vete a saber si colgarán mi cabeza como trofeo en mitad de la plaza. Buf, quedo encerrado con tres cucarachas y una rata que tiene más hambre que yo. Vivo aún esperanzado de que venga uno de mis amigos frailes y me salve el cuello”

Un historiador encontró un documento en el zurrón de Joan Vilabella después de su ejecución, el documento era éste:

Fragmento del Decreto Real que ha encendido la revolución catalana, Decreto de nueva planta de la Real Audiencia del Principado de Cataluña, estamos a 16 de enero de 1716, Don Felipe V , decide para que vivan en paz, riqueza y abundancia en Catalunya y para ello estipula:

“En las causas criminales se ha de proceder (…) con embargo y secuestro de los bienes del reo”

“Las causas se substanciaran en lengua castellana”

“Abolición de las instituciones catalanas”

“Abolición de las constituciones catalanes desde el 1585” “Menorca pasará a depender de la corona británica y se abolirán les constituciones mallorquinas” y Mallorca cambiará el nombre por el nombre romano de Palma.

Junio de 2019, me llamo Joan de Vilabella, soy un habitante de Cataluña, como Jordi Sánchez , o como Jordi Cuixart, y me han encerrado por desear una nación con estado propio, nación que, por cierto, siempre ha existido, pero que nunca hemos podido gestionar los catalanes. Ahora está en tela de juicio, el ejercicio de sufragio universal, lo que sería una moderna insaculación, una votación. Se han atrevido a encarcelar y exiliar a nuestros líderes, además quieren que sintamos rabia por nuestros vecinos españoles. Pero yo no siento odio, ni animadversión alguna por mis captores, ni siquiera por el rey.

Somos catalanes, anteriormente fuimos de la corona de Aragón, y de una monarquía absolutista borbónica, también hemos sido República, y muy a nuestro pesar, fuimos una dictadura franquista sanguinaria, amiga íntima del peor genocida de todos los tiempos, de Hitler, y de Mussolini, el dictador italiano que propuso a Franco unir en una gran alianza “Latina” a Italia, Francia, España y Portugal.

Pero todo eso es historia… Lo que hemos sido siempre es catalanes, allá mis captores con sus limitaciones mentales. Por más invasiones recibidas, en Mallorca son mallorquines y en Catalunya somos y seremos catalanes. Los acontecimientos escritos sobre documentos históricos pertenecen a la Historia, y, insisto, me llamo Joan Vilabella y hace casi dos años que estoy con mis compañeros en la cárcel por defender un estado propio, por luchar por nuestras instituciones, por nuestra cultura y por el amor a nuestra lengua.

“Os contaré que hubo un buen rey como Alfonso el Magnánimo capaz de dejar sus arranques absolutistas y autoritarios a un lado e idear la insaculación, cualquier otro descendiente que sea amante de su pueblo habría adaptado esa insaculación al sufragio universal. Un buen rey permitiría el derecho a decidir, como la reina de Inglaterra, o como la República Francesa, o como ha hecho Canadá con Quebec. Si ese rey no quiere ser rey, es de obligado cumplimiento organizar una votación y dar paso a una república, que siendo un sistema que idearon los romanos fue muy mejorado por la Revolución Francesa, con algún que otro cuello al suelo que siempre debemos lamentar, y por Alemania, y por los EEUU. Nada, soy Joan de Vilabella y pueden encerrarme años por haber votado en sufragio universal para pedir la libertad de Cataluña, nuestra tierra por siempre jamás.”

INVERTIR FOREX CATALUNYA ✅ | ✅ RECLAMAR GASTOS HIPOTECA ✅

Either Mark

Comentaris
COMPARTEIX !
  • 30
    Shares
Mission News Theme by Compete Themes.
Ofertas Depilación Láser