Press "Enter" to skip to content

📝 El abducido, el amarillo, Iceta y la Piruleta | Diari Català Digital

📝 El abducido, el amarillo, Iceta y la Piruleta | Diari Català Digital
4.6 (92.22%) 18 vots

Nos escandalizamos ante los trastornos psíquicos y físicos que los miembros de una secta sufren. Los abducidos se transforman, aparecen convertidos en hombres-lobo como los votantes de VOX o como las madres de los hombres-lobo, que sabiendo quienes son, y conociendo su peligro, les disculpan. Como si no viviesen en nuestra sociedad. Como si no hubiesen sufrido una dictadura franquista. A lo mejor no la vivieron del lado de los exiliados o los fusilados. Seguro que no.

Lo siguiente va con la empatía. Les desaparece el sentido del humor y la empatía. Y si plantas una plaza con cruces amarillas reivindicando la libertad de los presos políticos, ellos cogen un utilitario y las atropellan. Cero a la empatía por el dolor ajeno. Cero a la creatividad.  Porque para ellos el amarillo es el demonio. De golpe, y sin admitir haber sido captados por una secta, consideran el color amarillo un enemigo a batir. Y Surge Inés Arrimadas y arranca lazos ante las cámaras para generar que sus adeptos hagan lo propio, en vivo y en directo. Y en un debate sobre la ciudad de Barcelona dice Collboni “el independentismo quiere pintar de amarillo Barcelona” en una “tele” española, la única que ha llamado a los alcaldables catalanes a debatir, mi agradecimiento a Todo es Mentira, por cierto.

Es decir, que en Barcelona el amarillo es el enemigo a batir, el grave problema, las propuestas políticas, privatizar el parque de viviendas, colocar miles de mossos más, bueno todos decían policías, y yo espero que no vengan de Madrid a vigilarnos más, muchas gracias. Pero lo cierto es que hubo tres alcaldables que consideraban el amarillo tema de debate. Consideraron al votante idiota porque creyeron que el votante está tan abducido como ellos.

Aquellas propuestas para una ciudad próspera, internacional e igualitaria, quedan relegadas a quitar un color de la vista de los habitantes de Barcelona. Y claro, los policías que desean estar a bien con los políticos, detectan amarillo en las cárceles y se enfadan con ese color y lo requisan felices, tan contentos como si hubiesen encontrado cocaína, porque esa es la inteligencia de las fuerzas del estado.

Ay!, cuando la estupidez se viste de arrancar el amarillo no hay nadie que tenga los colores del arco iris. Bueno, sí Iceta, que dice que nunca volverá al armario, pero que ahora quiere que nos olvidemos de su apoyo a la ultra-derecha. Apoyo que sirvió para clausurar la Generalitat. Y paradojas de la vida, Iceta necesita que le apoyen para senador. Qué guasa tiene la cosa.

Las sectas inducen a la pasividad personal así como a la adoración irremediable al líder, esto es, ante una lógica democrática e indiscutible como las resoluciones de Europa, “el President Puigdemot es libre en Bélgica y Alemania” y viaja con libertad por sus estados miembros, el gobierno español opta sin embargo, por una demanda de prisión, pero los abducidos gritan “Puigdemont a prisión” o “no tiene derechos políticos para ser candidato a eurodiputado”, según sean de VOX o de Ciudadanos o del PP. Y no tienen en cuenta la brutal oposición y rechazo que siente Europa hacia la ultra-derecha y a encarcelar personas por ideas políticas.

El tipo abducido repite una y mil veces lo mismo que dice el líder sin analizar ni argumentar, creándose la robotización del individuo. El seguidor repetirá millones de veces; “La República no existe, idiota” “Viva España” “Hay que arrancar lazos amarillos” “Puigdemont a prisión” “Golpistas” “Separatistas” “La mitad de Catalunya” el abducido repetirá y obrará según se le pida. Porque se hayan en una regresión infantil, está pidiendo una piruleta, en una búsqueda extraña de su padre y de su madre bajo las siglas del lider de su “secta”o “partido político” o “asociación” o lo que fuere. La piruleta no siempre se la conceden, pero cuando el líder les consiente se vuelven adictos para siempre. Y el consentimiento acostumbra a ser un cargo en el partido. En toda secta se va premiando el nivel de adicción con cargos relevantes en la organización. ¿He dicho que Sánchez propone a Iceta como presidente del senado?

El individuo adicto alaba las consignas opiáceas de su líder incrementando así su narcisismo, y pasa a ser aceptado por el grupo empezando a sentirse un “yo” importante. Aunque solo le tenga en cuenta el líder, para él eso es conseguir una meta, ser algo para alguien. No quisiera poner por ejemplo a Iceta, pero podría encajar, ya que el catalán le hizo mucho la rosca a Borrell, y a Sánchez, siendo siempre un excelente activo del Partido socialista español, lo de obrero, ya tal.  Iceta es alguien en función de lo que su líder, Sánchez le ha valorado. Un futuro presidente del senado… lo cuál, le ha infringido grandes dosis de autoestima y de ego, de eso no me cabe ninguna duda.

Pero yo quería destacar la importancia de las sectas en la política. Ahí van algunos datos: Hazte Oír, asociación ultra-católica de extrema derecha fundada por el abogado Ignacio Arsuaga. que es Sobrino de Rodrigo Rato, de cuyo nombre no quiero acordarme. Hazte Oir tiene miembros “con relación acreditada por el juzgado 48 de primera instancia de Madrid” como decía tiene miembros comunes con la sociedad secreta “el yunque” Definida por muchos como sociedad secreta paramilitar.

Hazte Oír es anti-abortista, así como difamadora de feministas, y contraria al matrimonio gay, recordemos que en Catalunya pasearon un autobús tránsfobo con la imagen de Hitler, y señalemos que apartar colectivos, meterlos en guetos, son de nuevo  comportamientos sectarios.

Pues eso. Santiago Abascal es amigo íntimo del presidente de Hazte Oir, Ignacio Arsuaga, además de socio de la asociación desde hace años y resulta que el investigador mexicano Álvaro Delgado asegura que tanto Vox como Hazte Oir tendrían vínculos surgidos en México, donde nació El Yunque. Y que es España el país donde la secta tiene más fuerza. Nadie lo diría.

Recuerdo que en mis estudios sobre publicidad subliminal, se mostraba como introducir en la mente de los espectadores la idea del miedo. En Psicosis de Alfred Hitchcok se usaba una calavera para aumentar esa sensación de horror. Hazte Oir quiso usar la imagen de Hitler para meter miedo, y ni siquiera fue subliminal, lo hicieron a su estilo, a lo bestia. Pintándolo en un lateral del autobús que circulaba por Catalunya. La pregunta es, ¿sobre quién querían atizar el miedo?, ¿sobre las mujeres que optan libremente por el aborto? ¿sobre la comunidad LGTBI? o sobre los catalanes que quieren legítimamente ser independientes, porque sólo pedimos aquello que han conseguido países como Colombia, México, Costa Rica, y una cantidad ingente de territorios colonizados por España.

El miedo lo transmiten ellos, Hazte Oir, el Yunque, y Vox, Y ese miedo hace que veamos la auténtica cara autoritaria y anti-democrática de todos los que han pactado y pactarán con ellos. De su obsesión por dejarnos sin autonomía con 155 sinrazones. Y un apunte final, las máximas de las sectas son también máximas usadas por muchos partidos políticos. Y sí, sé que los independentistas también tienen partidos, por ello, os recomiendo votar en conciencia con vuestra ideología y de acuerdo con las propuestas que haga cada partido. Os tocará leer. Pero eso nos hace menos imbéciles.

Cito afirmaciones de adictos a la secta el Yunque

  • Ocupar parcelas de poder
  • Acosar y presionar al adversario para desestabilizarlo y conseguir el poder
  • Crear redes de captación de jóvenes

Either Mark
Contes i relats i històries

Comentaris
COMPARTEIX !
  • 151
    Shares
Mission News Theme by Compete Themes.
✅ RECLAMAR GASTOS HIPOTECA ✅Ofertas Depilación Láser